Latinoamérica Hoy

Cinco países de Latinoamérica imponen restricciones a los viajeros provenientes de países con coronavirus

Un grupo de estudiantes colombianos usan mascarillas ante la epidemia de coronavirus.RAUL ARBOLEDA / AFP

Colombia, Perú, Chile, Guatemala y El Salvador exigen una cuarentena preventiva o prohíben el ingreso a personas que lleguen a sus territorios desde alguno de los focos de la epidemia

11 de marzo de 2020 – México / Bogotá / Buenos Aires / Lima / Santiago de Chile / La Paz – Agencias.

El nerviosismo por la propagación del coronavirus ahonda su huella en América Latina. Este miércoles Colombia y Perú han decidido imponer una cuarentena obligatoria de 14 días a cualquier viajero que llegue a sus respectivos territorios desde otro país que sea un foco de infección. A medio día, el presidente de Argentina, Alberto Fernández, reconoció que analiza tomar medidas similares. La decisión, que ya ha sido tomada por Chile, Guatemala y El Salvador, se enfoca principalmente en España e Italia, países desde los que surgieron los contagios confirmados en Latinoamérica. Francia, el tercer país europeo con más casos, y China, epicentro del virus, también forman parte de esta lista negra.

El presidente de Colombia, Iván Duque, ha anunciado la medida de madrugada, tras confirmar nueve infectados entre Bogotá, Medellín y Cartagena, entre las ciudades más pobladas. Los pasajeros que arriben a Colombia deberán autoaislarse 14 días en sus sitios de destino, ya sean viviendas u hoteles. “El aislamiento preventivo se adopta para proteger la salud colectiva”, dijo Duque. Su ministro de Salud, Fernando Ruiz, fue más tajante: “Si no pueden costear el aislamiento, las autoridades sanitarias recomiendan no visitar Colombia”. Las autoridades estudian nuevas medidas que afectarán los eventos masivos y las aglomeraciones de personas. La semana pasada, tras una decisión del Ejecutivo, el Banco Interamericano de Desarrollo decidió aplazar hasta septiembre su asamblea anual, originalmente programada del 18 al 22 de marzo en Barranquilla, la principal ciudad colombiana sobre el Caribe.

Perú tomó las mismas medidas por la mañana. Con 15 contagios confirmados, el presidente, Martín Vizcarra, anunció el “aislamiento preventivo domiciliario” por 14 días para todas las personas que lleguen a Perú desde Italia, España, Francia y China. En un decreto de emergencia, el Gobierno peruano ha emitido una declaratoria de emergencia sanitaria por los próximos 90 días. Entre las medidas tomadas destaca la postergación el inicio del año escolar —originalmente programado para el 16 de marzo— hasta fines de mes. Para prevenir a los ciudadanos, la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, el instituto público más importante del país, ha difundido un vídeo informativo en quechua, la lengua indígena predominante de Perú.

Argentina, el único país de América Latina con un muerto confirmado (un hombre de 64 años que llegó de Francia), ha elevado su número de contagiados a 21. Este miércoles, ante la declaración de pandemia global que hizo la Organización Mundial de la Salud, el presidente Alberto Fernández ha anunciado que prepara un decreto para declarar la obligatoriedad de las cuarentenas, bajo amenaza de algún tipo de sanción penal. “La persona que cumple esa cuarentena de 14 días después de viajar, tiene la obligación de recluirse en soledad en su casa. No va a ser voluntario como hasta el día de hoy. Si no lo cumple, estará incurriendo en un delito, que es el delito que pone en riesgo a la salud pública”, dijo Fernández, a pesar de que la imposición de penas es una atribución del Congreso, que el presidente no puede imponer por decreto. Hasta ahora, las medidas oficiales se limitan a controles extraordinarios en los vuelos procedentes de Italia, España, Alemania, Francia, China, Corea del Sur Japón e Irán, además de la recomendación de cuarentenas voluntarias a las personas que hayan visitado los países de riesgo.

Chile tomó medidas el martes, cuando el Gobierno de Sebastián Piñera decidió calificar como “viajeros de alto riesgo” a quienes lleguen de España e Italia, imponiéndoles también una cuarentena de 14 días. El Gobierno chileno ya había determinado, desde el pasado 6 de marzo, que los pasajeros que lleguen tanto por aire, mar o tierra, firmen una declaración jurada donde deben informar de los países que visitaron en los últimos 30 días –con mención especial a China–, si tuvieron contacto con personas enfermas, si han padecido alguno de los síntomas asociados con la enfermedad y su dirección de alojamiento durante su estadía en territorio chileno. Con 23 casos confirmados, todos importados y con mayor presencia en la capital, aún no se han restringido los eventos masivos. A fines de marzo, Chile tiene previsto acoger al festival Lollapalooza, que congrega a más de 200.000 personas y 100 artistas durante tres días en su capital.

La decisión de controlar el paso de viajeros comenzó en El Salvador, donde el Gobierno de Nayib Bukele prohibió desde el 22 de enero la entrada de viajeros procedentes de China e Irán —el cuarto país con más casos de coronavirus. La restricción fue después ampliada para quienes llegaran de Corea del Sur e Italia. El Gobierno salvadoreño escaló este miércoles en su intención de frenar la epidemia antes de que ingrese en el país y declaró una cuarentena nacional por 21 días. Durante esas tres semanas se prohibirá la entrada de personas extrajeras a El Salvador y todas las instituciones educativas estarán cerradas. Guatemala también siguió este ejemplo. A pesar de no tener casos confirmados, el Gobierno guatemalteco prohibirá la entrada de los ciudadanos europeos desde este jueves y confinará en una cuarentena obligatoria de dos semanas a cualquiera de sus ciudadanos que regresen de Europa.

En Bolivia, que el martes por la noche confirmó sus dos primeros contagios —ambas mujeres mayores de 60 años y procedentes de Italia—, la población ha reaccionado con temor ante la posibilidad de la propagación del virus. El Gobierno de transición ha declarado la emergencia nacional este miércoles y ha pedido a los residentes en el país que se sometan a “aislamiento voluntario” en caso de haber pasado por uno de los países que padecen la epidemia. En Santa Cruz, ciudad del este del país donde reside una de las pacientes, los trabajadores de cuatro hospitales impidieron que sea internada, en una suerte de motín en el que también participaron algunos vecinos de estos centros de salud. La mujer, de 60 años, terminó internada en en oficinas de la gobernación de la ciudad a la espera de que las autoridades lograsen ingresarla en un hospital. En Oruro, ciudad del oeste del país donde se presentó el segundo caso, incluso se suspendieron las clases, medida que no fue consultada con el Ministerio de Educación, que después desestimó la medida. En Yacuiba, ciudad fronteriza con Argentina, los pobladores bloquearon la carretera para exigir que se controlara a los viajeros provenientes de este país, donde la enfermedad está más extendida.

Ya son 13 los países de la región que han sufrido contagios. Brasil, con 34 casos, es el país del continente con mayor número de casos confirmados. Le siguen Chile con 23, Costa Rica (22), Argentina (21), Ecuador (17), Perú (15), México (11), Colombia (9) Panamá (8) República Dominicana (5), Paraguay (5), Bolivia (2) y Honduras (2).

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Lo más leído

To Top
Translate »