Alabama

Continúa la controversia entre los demandantes y el Estado por la ley de inmigración

Quienes demandan a Alabama por su ley de inmigración quieren que el caso siga adelante, pero el Estado de Alabama quiere esperar hasta marzo, mientras pesa una apelación ante la Corte Suprema de los EE.UU.

bentleyLa presentación no indica si Alabama pedirá a la Corte Suprema de los EE.UU. que revoque las medidas cautelares de la Corte del 11° Circuito de Apelaciones que bloquearon disposiciones de la ley de inmigración de Alabama.

Las disposiciones de refugio y contratación fueron bloqueadas por la corte de apelaciones, derivadas de una demanda entablada por el Departamento de Justicia de EE.UU.

La prohibición de la disposición de las escuelas fue incluida en una sentencia en el caso involucrando el grupo de demandantes.

Las apelaciones

Una apelación a la decisión del tribunal de apelaciones sobre la demanda impuesta por el Departamento de Justicia de los EE.UU. tiene que ser presentada ante la Corte Suprema de los EE.UU. para el 15 de enero.

La otra demanda, fue presentada por 36 demandantes y dirigida por la Coalición de Intereses Hispanos de Alabama (HICA) e incluye sindicatos, grupos de interés e individuos. Una apelación a la Corte Suprema de EE.UU. en ese caso debe ser presentada hacia el 25 de febrero.

Los demandantes de HICA sostienen en la presentación que una mayor demora sólo aumenta el daño ya causado por la ley de inmigración de Alabama de largo alcance.

Los demandantes dijeron a la corte que se va a utilizar el proceso de descubrimiento para determinar cómo la ley de inmigración, conocida como HB56, se está llevando a cabo en Alabama.

Antecedentes con la ley de Arizona

La Corte Suprema de los EE.UU. dictaminó en junio, en el caso de la ley de inmigración de Arizona, que la política de inmigración y su aplicación es sobre todo un trabajo del gobierno federal. Pero el tribunal también determinó que la policía local puede jugar un papel en la aplicación de la ley de inmigración.

El tribunal dejó abierta la cuestión de cuánto tiempo una persona puede legalmente ser detenida e investigada y los demandantes de HICA dijeron que quieren utilizar este marco en el estudio de los efectos de la ley de Alabama.

Ellos argumentan que no ha habido ninguna indicación de si Alabama buscará una apelación ante la Corte Suprema de los EE.UU. y no hay manera de saber si el tribunal acordará oírla.

Un plazo controversial

Ellos se oponen al hecho de que Alabama pidiera un plazo hasta mediados de marzo, con el argumento de que la Corte Suprema no sería capaz de tomar el caso hasta octubre de 2013.

Los demandantes proponen presentar una queja enmendada 21 días después de que el Tribunal de Distrito de EE.UU en Birmingham levante la suspensión en el caso. Entonces, Alabama tendría 30 días para responder a dicha presentación.

Por su parte, Alabama quiere que los procedimientos de apelación sean “definitivamente concluidos” antes de seguir adelante. Recomienda informar al tribunal a más tardar el 11 de marzo, 14 días después de la fecha límite para que la Corte Suprema otorgue “cert” – palabra que significa que va a escuchar el caso. / Agencias.

>> Para información completa de la demanda (en inglés), ir a: http://www.scribd.com/doc/118731280/HICA-vs-Alabama-Lawsuit-Status-Report

Foto: El gobernador de Alabama, Robert Bentley. / Agencias.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »