La nación

Dos funcionarios de la Casa Blanca dimitieron preocupados por el bloqueo de la ayuda a Ucrania

Jerrold Nadler, presidente del Comité Judicial que toma ahora la iniciativa en el 'impeachment'. OLIVIER DOULIERY. AFP.

Un testigo del ‘impeachment’ reveló el malestar en el entorno de Trump por la retención de un dinero que se temía fuera utilizado para presionar al presidente Zelenski

27 de noviembre de 2019 – Washington – Agencias.

Dos funcionarios de la Casa Blanca dimitieron en septiembre debido en buena medida a su preocupación por la orden que recibieron de bloquear un paquete de ayuda militar a Ucrania, aprobada por el Congreso. Así lo aseguró Mark Sandy, un tercer trabajador de la misma oficina de presupuestos de la Casa Blanca, según la transcripción de su testimonio a puerta cerrada ante los congresistas que investigan el impeachment contra el presidente Donald Trump difundida el martes.

Uno de los dos trabajadores, que no han sido identificados, dimitió después de hacer pública “una opinión discrepante” en el sentido de que la retención de la ayuda era ilegal, según el testigo, y el otro “expresó su frustración al no entender el motivo de la retención” del dinero. El testimonio de Sandy, que tuvo lugar el 16 de noviembre, revela el malestar que provocó en una agencia clave de la Casa Blanca una controvertida decisión de Trump que está en el centro de la investigación del impeachment, el juicio político contra el presidente.

Los demócratas acusan a Trump de abuso de poder al pedir a Ucrania que investigara a sus rivales políticos, y presionar para ello, entre otras cosas, con retirar una ayuda militar por valor de 391 millones de dólares (unos 346 millones de euros), vital para Kiev. El presidente asegura que no utilizó la ayuda como elemento de presión y que si la bloqueó fue por temor a que se perdiera por la corrupción en Ucrania.

Los defensores de Trump alegan que el hecho de que al final se desbloqueara la ayuda, a pesar de que Kiev no anunció las investigaciones requeridas por el presidente, demuestra que no hubo quid pro quo, contrapartidas. Lo cierto es que la ayuda se desbloqueó en septiembre, entre presiones de los congresistas, y cuando Trump ya sabía que un denunciante anónimo había redactado una queja oficial en la que explicaba que el presidente estaba utilizando ese dinero para presionar al Gobierno de Volodímir Zelenski.

La publicación de la transcripción del testimonio sucede en vísperas de que los demócratas arranquen la segunda fase del procedimiento del impeachment. Tras las audiencias celebradas este mes ante el Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, que ahora redactará un informe que podría estar listo para la semana que viene, recoge el testigo el Comité Judicial. Dicho comité ya ha anunciado su primera audiencia para el próximo miércoles, 4 de diciembre, en la que un panel de académicos constitucionalistas debatirá sobre si proceder o no con el impeachment del presidente.

Jerrold Nadler, presidente del comité, ha remitido una carta al presidente Trump en la que le pide que le aclare antes del domingo si él o sus abogados asistirán a las audiencias. Este miércoles, la Casa Blanca ha explicado que están revisando la misiva. El Comité Judicial tiene la competencia de redactar los artículos del impeachment, que luego votará la Cámara baja. Los demócratas esperan que la votación se celebre antes de Navidad, de modo que el juicio en el Senado pueda tener lugar en enero.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Lo más leído

To Top
Translate »