Inmigración

Familia que regresó a México encontró la muerte

La familia Pérez-Ponce vivía en California, pero tras acumular algo de dinero y lograr conseguir algunas propiedades en México, los 5 miembros de la familia deciden regresar a México.

Según Juan Manuel Pérez, “me sentí con la capacidad de no volver a trabajar en mi vida y me hice a unas propiedades y negocios en México y dije: ‘ya no voy a trabajar’. Le dije a mi esposa: ‘nos vamos a México’”.

Una vez allí, empezaron sus problemas maritales. De acuerdo al padre de Karina Ponce, Rodolfo Ponce, “él agarró una vida de parranda con los amigos y, pues, se desenfrenó también con las mujeres”.

Lo que comenzó con acusaciones de infidelidad, terminó con la muerte de la mujer. El cuerpo de Karina fue hallado con un tiro en la cabeza.

Libre de toda culpa
Pérez fue juzgado y sentenciado a 30 años de cárcel por el asesinato de su esposa. Uno de los testimonios decisivos fue el del hijo mayor de la pareja, quien testificó que tras una discusión entre sus padres, se escuchó un disparo.

La familia del sentenciado llevó a cabo una campaña legal para demostrar la inocencia de Pérez, quien ahora camina libremente por las calles del sur de California.

Pérez regresó a Estados Unidos con sus dos niñas. Su hijo decidió quedarse con los abuelos. Ahora la familia está dividida por esta tragedia. / Agencias.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »