México

John Kelly cree que México vive una situación al borde del caos como Venezuela con Chávez

John Kelly bajando del avión presidencial en Florida. JONATHAN ERNST. REUTERS.

15 de septiembre de 2017 – Nueva York – Agencias.

Donald Trump condiciona cualquier pacto con los demócratas sobre los “dreamers” al reforzamiento estricto de las medidas de seguridad en la frontera sur. Pero su jefe de gabinete, John Kelly, la lleva al extremo. El general retirado participó el miércoles en la cena que el presidente mantuvo con Chuck Schumer y Nancy Pelosi. Y para justificarla dijo que México está al borde del caos, como Venezuela.

Trump pidió durante el encuentro con los líderes demócratas que Kelly explicara por qué era necesario incrementar las defensas. De acuerdo con una información publicada por The New York Times, en la que recoge el detalle del intercambio, explicó que el muro permitirá evitar que cualquier episodio de inestabilidad potencial que viva México tenga “repercusiones negativas en Estados Unidos”.

El análisis de Kelly presentó así a su vecino y gran socio comercial como un país al borde del colapso. “Ofreció un punto de vista sumamente pesimista de la situación política y de seguridad de México”, reporta el Times, citando a dos fuentes anónimas que tuvieron acceso al contenido de las discusiones. Ese mismo día, el canciller mexicano Luis Videgaray estuvo en la Casa Blanca con asesores del presidente.

El general comparó la situación en México con la que se vivía en Venezuela bajo el régimen de Hugo Chávez, de acuerdo con el relato del rotativo neoyorquino. La advertencia “apasionada” de John Kelly sobre la inestabilidad en México se hace eco del mensaje que está lanzando el presidente Enrique Peña Nieto sobre los riesgos de que en las próximas elecciones en julio se imponga Andrés Manual López Obrador.

El general había sido secretario de Seguridad Nacional antes de ponerse al frente del gabinete presidencial. Su visión pesimista sobre la situación de inestabilidad que se vive en la frontera tampoco es nueva. El secretario de Defensa, Jim Mattis, que este viernes se encontraba en México de visita oficial, tomó distancia sobre la cuestión del muro e insistió en que la prioridad es reforzar la confianza mutua.

Trump trata de pactar con Pelosi y Schumer como dar una garantía legal a los 800.000 jóvenes indocumentados, que entraron de niños ilegalmente en el país acompañando a sus padres. El fiscal general, Jeff Sessions, dio la semana pasada seis meses al Congreso para que acordara una alternativa. EE UU está en proceso de negociar, en paralelo, la revisión del acuerdo comercial con México y Canadá.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »