Latinoamérica Hoy

La oposición a Maduro vuelve a la calle por los presos políticos

5 de Junio de 2015 – Buenos Aires – Agencias.

El ex presidente español Felipe González abandonó ayer Madrid para adentrarse en territorio hostil. Tras una escala en Colombia recalará en Venezuela, donde, pese a las trabas impuestas por el Gobierno chavista, tratará de asesorar a la defensa de los presos políticos Leopoldo López y Antonio Ledezma, además de interesarse por la salud de otros encarcelados. La agenda de González todavía sigue abierta, y coincidiendo con su visita, la MUD –la coalición formada por los partidos opositores– anunció ayer una movilización de siete días dentro de la «agenda de emergencia para la democracia» encaminada a apoyar las peticiones de López. Presionarán al organismo electoral para que fije la fecha de la elecciones parlamentarias, se celebrarán encuentros religiosos para elevar «peticiones» al Papa y todo tipo movilizaciones que se cerrarán, según el secretario ejecutivo de la MUD, Jesús Torrealba, con una «revelación importante» el viernes. Sin embargo, cabe recordar que la intención de González es no politizar su visita al país caribeño. Su paso por Caracas no será un camino de rosas y su prioridad es la libertad de López.

Lilian Tintori, esposa del preso Leopoldo López, presenta ayer las movilizaciones. EFE.

Lilian Tintori, esposa del preso Leopoldo López, presenta ayer las movilizaciones. EFE.

Juan Carlos Gutiérrez, el abogado del disidente, recuerda que Ramo Verde –donde se encuentra retenido el dirigente de Voluntad Popular– es un centro de violación de los Derechos Humanos y critica que todas las conversaciones que tiene con su defendido en la cárcel son grabadas, así como los documentos revisados. En un principio, de los 30 testigos que trató de promover la defensa, sólo fue aceptado uno. Además, se presentaron cargos contra López sin pruebas fehacientes. Sin embargo, la defensa prefiere ser optimista. En la audiencia del juicio que se realizó el pasado lunes concurrieron circunstancias a favor del opositor. Gutiérrez indica que ésta ha sido una de las sesiones «más importantes» de las celebradas hasta ahora en el proceso por ser una de las primeras en las que se permite la declaración de testigos promovidos por la defensa.

En la sesión declararon tres testigos citados por el equipo legal que defiende a los tres estudiantes que son juzgados junto a López y a quienes se les acusa de causar daños en la sede de la Fiscalía. Estos testigos certificaron «que los estudiantes no habían cometido ningún delito, que habían sido privados de libertad arbitrariamente», añade. «López sólo hizo críticas al Gobierno y llamamientos a la protesta pacífica, algo totalmente constitucional; en ningún momento puede ser considerado como delito», alega su abogado, que recuerda que de los procesados sólo su cliente permanece en la cárcel. Toda la información en su contra proviene de funcionarios del Gobierno. «El trato es inhumano en la prisión. No nos olvidemos de que incluso le tiraron excremento de perro a su cara en la celda». «Lo que buscamos es que López sea juzgado en libertad. Que se le conceda un arresto domiciliario o se le imponga una fianza. Se presentó voluntario, no tiene antecedentes… Merece libertad bajo fianza. En este sentido, esperamos que González nos asesore», dice.

Otro de los puntos que preocupan al ex presidente español es la salud del preso Daniel Ceballos, la cual se deteriora a pasos acelerados debido a lo prolongado de su huelga de hambre y a la inclemente temperatura que reina dentro de la Penitenciaría General, en San Juan de los Morros. Los abogados Juan Carlos Gutiérrez, Salvatore Lucchese y Lester Toledo aseguran que el detenido ha perdido, por lo menos, 10 kilos de peso, además de emplear silla de ruedas y usar mascarilla, amén de presentar la cabeza rapada y vestir el uniforme amarillo que tanta indignación provocó entre los venezolanos.

Preguntado por este diario, Lucchese explica que en principio González no se implicaría en la defensa de su cliente, pero «que en cualquier caso es importante que asesores de tal envergadura acudan como observadores». En cualquier caso, el traslado de Ceballos a una cárcel del interior complica cualquier tipo de visita. Las autoridades adoptaron la súbita y arbitraria medida durante la madrugada del 23 de mayo, apenas horas después de que el dirigente opositor decidiera no ingerir más alimentos como protesta por la crítica situación de Venezuela. «Lo vimos fuerte de mente, pero ya se empieza a notar su debilidad física», agrega. «Está durmiendo en un cuarto de 2×2, sin luz ni aire acondicionado, acostado en una colchoneta de 5 cm de grosor, con un calor como el de Maracaibo y tomando solamente agua. Se supone que en las huelgas de hambre, tienes que tomar agua y suero, pero no le están dando suero», comenta otro de los abogados. Entre otros cuestionamientos, se subraya que no se respeta el régimen de visitas y el derecho a una llamada diaria, por no hablar de los trámites estrictamente jurídicos como, por ejemplo, la firma por parte de la jueza a cargo del proceso de traslado desde la cárcel de Ramo Verde, inexistente según sus abogados.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »