Alabama

La Palabra de Dios tiene Poder, la Sagrada Eucaristía tiene Poder

Si de algún modo pudiéramos resumir la bella jornada que tuvimos la comunidad hispana el pasado sábado 20 de Octubre, sería así: “La Palabra de Dios tiene Poder, la Sagrada Eucaristía tiene Poder”.

Más de 200 personas, entre hombres, mujeres y niños, participaron en una peregrinación -organizada por los Franciscanos de María- al Santuario del Santísimo Sacramento. Peregrinos de los diferentes lugares de nuestra diócesis, Huntsville, Tuscaloosa, Birmingham, Cullman, Athens, Russellville, entre otros, llegaron al Santuario respondiendo a la invitación del Señor.

¡Qué jornada tan conmovedora, iniciada con la celebración de la Santa Misa presidida en la capilla Menor por el P. James Hedderman (Vicario del Ministerio Hispano) y que contó con una bella homilía dirigida por el P. José Herrera (Capellán del ARMY); una enseñanza dirigida por Pablo Pilco (Productor de EWTN) sobre el encuentro de Jesús con los peregrinos de Emaús y del rezo del Santo Rosario presidido por el P. Guillermo Aristizábal!

¡Qué alegría ver a nuestra comunidad hispana reunida en torno a Jesús Sacramentado, quienes uniendo sus voces a las de la Sagrada Escritura le decían: “Quédate con nosotros Señor”! ¡Qué gozo cuando sus voces se elevaban al unísono, con la dulce repetición de los Ave Marías, en el Rosario recitado en la Gruta de Lourdes! ¡Qué sentimiento de gratitud tan grande al vernos acompañados por nuestros pastores durante toda la jornada: Gracias Padre James, Gracias Padre José, Gracias Padre Guillermo!

Tenemos una Iglesia viva, una comunidad hispana que se siente Iglesia y que ama a su iglesia. Gracias, una vez más, a los Franciscanos de María por haber organizado esta peregrinación con auténtico espíritu eclesial y con la generosidad expresada en hechos concretos.

Aún resuenan en nuestros corazones las palabras que los discípulos de Emaús le dirigieron al Señor en el camino: “Quédate con nosotros”. Aún resuena en nuestros corazones la respuesta del Señor a ese requerimiento: Aquí estoy querido hijo, querido hermano, “aquí estoy contigo”… hecho alimento para ti, en la Eucaristía… “Quédate tú también conmigo”. La Palabra de Dios tiene Poder, la Sagrada Eucaristía tiene Poder… con esta certeza de que el Señor está con nosotros, que tiene Poder, nos disponemos a iniciar este Año de la Fe. ¡¡¡Viva Cristo Rey!!!

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »