La nación

Migrantes pueden volar en avión sin necesidad de la ID obligatoria

Polémica por permitir a solicitantes de asilo volar en EEUU sin identificación

12 de junio de 2019 – Agencias.

La Administración de Seguridad en el Transporte (TSA) está permitiendo viajar en avión a inmigrantes indocumentados pese a no contar con los documentos necesarios para traspasar los controles en los aeropuertos, según ha denunciado un grupo de congresistas republicanos, que instaron al viernes por carta al Departamento de Seguridad Nacional a explicar por qué, en su opinión, se está poniendo en riesgo “la seguridad de los estadounidenses”.

De acuerdo con esta misiva, los inmigrantes pueden embarcar usando sus formularios I-862, el documento que indica cuándo debe presentarse ante una corte para examinar su solicitud de asilo. Este papel no es una de las 15 formas de identificación aceptadas por la TSA, según los congresistas.

La carta, reportada por la web informativa The Hill, inquiere además si los inmigrantes han de pasar los mismos controles que el resto de pasajeros, y si las aerolíneas son informadas de su estatus migratorio.

La TSA sí considera como identificación válida la autorización de empleo (formulario I-766), pero este documento sólo se entrega a los solicitantes de asilo una vez transcurridos 180 días después de que su petición haya sido admitida a trámite.

En los últimos ocho meses han sido interceptadas 593,507 personas cuando trataban de cruzar ilegalmente la frontera, a las que hay que sumar las que solicitaron el asilo en los puertos de entrada, como requiere el Gobierno.

Las autoridades migratorias no tienen capacidad suficiente como para mantener bajo custodia a todos los inmigrantes que superan la primera criba y obtienen derecho a que una corte revise su caso (nueve de cada 10), por lo que la mayoría son puestos en libertad a la espera de su cita judicial.

Ésta puede demorarse años, debido precisamente al alto número de solicitantes (hay más de un millón de casos atrasados). A partir de los seis meses de espera, a los inmigrantes se les permite trabajar.

Para evitar esta situación, el Gobierno de Donald Trump ha forzado un acuerdo con México la semana pasada que le permitirá enviar a todos los solicitantes de asilo a esperar en el país vecino a que llegue su cita judicial.

Pero esta política se está poniendo en marcha paulatinamente y ha sido contestada ante la justicia. Entre tanto, la llegada masiva de inmigrantes no cesa. Las autoridades migratorias les liberan en estaciones de autobuses o gasolineras, pero las localidades cercanas a la frontera están abrumadas (los inmigrantes llegan sin apenas nada, y precisan de la ayuda de iglesias y organizaciones locales).

Así se explica que se permita a los inmigrantes embarcar en aviones para dirigirse hacia otros lugares del país donde puedan recabar asistencia a familiares o amigos también. Pero eso no significa que no viole las normas de la TSA, que, según reporta la web informativa Washington Examiner, no han sido adaptadas a esta situación.

Click to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Lo más leído

To Top
Translate »