Latinoamérica Hoy

Ministro de Chávez denuncia sabotaje en el sistema eléctrico de las elecciones presidenciales

El ministro venezolano de Energía Eléctrica, Héctor Navarro, denunció un supuesto sabotaje del servicio eléctrico para minar las posibilidades del presidente Hugo Chávez en las elecciones del 7 de octubre, aunque reconoció que Venezuela no tiene aún la red que se merece.

“Vamos a hacer una rueda de prensa en estos días para mostrar las pruebas del sabotaje. Hay sabotaje importante en el sistema eléctrico” para “canalizar políticamente” el malestar popular que provoca la repetición de los intermitentes cortes del suministro, dijo Navarro a la emisora Unión Radio.

Sostuvo que funcionarios de la estatal Corporación Eléctrica (Corpoelec) se prestan al plan que atribuyó a sectores que apoyan la candidatura del opositor Henrique Capriles, en las presidenciales.

Navarro se cuidó, sin embargo, de generalizar a la hora de achacar responsabilidades y remarcó que como ministro y dirigente del partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) “nunca” ha dicho que los trabajadores de Corpoelec “están saboteando”.

El ministro admitió que los cortes de energía que se repiten intermitentemente también obedecen a otras causas debido a que, pese a millonarias inversiones en los últimos años, “aún no tenemos el sistema eléctrico que nos merecemos”, dijo.
“No tenemos todavía el sistema eléctrico que necesitamos, el sistema eléctrico que nos merecemos, pero ahora lo vamos a tener” gracias a que “el esfuerzo que está haciendo la revolución es muy grande” para encarar el aumento de la demanda fruto del “desarrollo de la economía que está teniendo Venezuela”, subrayó.

Venezuela aún arrastra los coletazos de la crisis eléctrica originada en febrero de 2010 por una sequía calificada por el Gobierno como la peor en 45 años, y que llevó al Ejecutivo a establecer un racionamiento del servicio, con cortes programados en todo el país, con excepción de Caracas.

Una vez superada la crisis, en los meses posteriores se registraron varios apagones, algunos ocasionados por admitidas fallas y algunos incendios, lo que llevó a Chávez a declarar hace un año que no se descartaba los sabotajes.

“Cuántos sabotajes nos han hecho en sistemas eléctricos y en PDVSA (Petróleos de Venezuela), porque lamentablemente tenemos una oposición que lo que es malo para el pueblo es bueno para ella”, señaló.

Alí Rodríguez, el antecesor de Navarro, dijo entonces que la demanda de energía eléctrica promediaba los 16.160 megavatios y la capacidad disponible llegaba a 17.922 y anunció inversiones por 5.000 millones de dólares para proyectos de generación y transmisión.

Foto: el ministro venezolano de Energía Eléctrica, Héctor Navarro. EFE/Archivo

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »