Mundo

Periodistas se oponen a la nueva ley antiterrorismo en Egipto

6 de Julio de 2015 – CNN.

Una nueva ley en Egipto hará de la publicación de noticias que contradigan la versión oficial en casos relacionados con terrorismo un delito punible con penas de prisión.

La nueva ley antiterrorismo supone un revés para la libertad de la prensa, de acuerdo con el sindicato de periodistas local.

El proyecto de ley antiterrorista enumera más de 25 delitos, 12 de las cuales son punibles con la muerte. Fue aprobado por el Consejo de Ministros y el Consejo de Estado y está pendiente de la aprobación del presidente Abdel-Fattah el-Sisi, que tiene poderes legislativos ante la ausencia de un parlamento.

Un ataque terrorista contra puestos militares en el Sinaí condujo a una larga batalla en un pueblo cerca de la frontera con Gaza, lo que provocó la muerte de al menos 17 soldados y más de 200 militantes el pasado 1 de julio, dijo el ejército. Algunos medios de comunicación locales e internacionales dijeron que las bajas militares fueron entre 50 y 70.

El reportero de Al Jazeera Ahmed Mansour, durante una protesta en junio por lo que considera la persecución de periodistas en Egipto.

El reportero de Al Jazeera Ahmed Mansour, durante una protesta en junio por lo que considera la persecución de periodistas en Egipto.

Las autoridades egipcias criticaron tales informes. En un vídeo difundido por el Ministerio de Defensa, Al-Jazeera y canales de televisión afiliados a los Hermanos Musulmanes fueron señalados por difundir noticias falsas y participar en la propaganda antimilitar.

El ex presidente Mohamed Morsy, de los Hermanos Musulmanes, fue depuesto en 2013 por un golpe militar después de protestas masivas. Una campaña de seguridad mortal y una ola de terrorismo causaron la muerte a cientos de civiles, policías y soldados en los últimos dos años.

“Encadenados por la ley”

El último ataque del miércoles en el Sinaí fue un ataque “sin precedentes por el número de militantes que participaron y las armas utilizadas”, dijo un funcionario de alto rango de seguridad a CNN. Junto con el asesinato del fiscal general, dos días antes de, impulsó el llamado a una ley antiterrorista en un intento por combatir el terrorismo y hacer justicia.

“Las manos de una justicia rápida está encadenado por la ley”, dijo el-Sisi, el 30 de junio, durante el funeral del fiscal Hesham Barakat.

Barakat fue asesinado en una explosión dirigida contra su convoy el 29 de junio.

El llamado de el-Sisi para un acelerado procedimiento e implementación de veredictos judiciales fue contestado con la rápida elaboración de una serie de leyes, liderada por la ley antiterrorista.

El proyecto de ley, que obtuvo la aprobación de una serie de partidos políticos y aliados del régimen, “trasciende el objetivo principal de la ley de lucha contra el terrorismo para apropiarse de la libertad de prensa”, dijo el Sindicato de Periodistas en un comunicado.

De acuerdo con un proyecto de ley publicado por la prensa local, la ley estipula no menos de dos años de prisión por la “publicación de noticias o declaraciones sobre operaciones terroristas en contradicción con las declaraciones oficiales falsas”.

Directrices entregadas a los periodistas sugirieron el uso de palabras tales como “terroristas, rebeldes, asesinos y erradicadores” en lugar de “yihadistas”.

“Peligrosa e inconstitucional”

El Sindicato de Periodistas señaló otros cuatro artículos de la ley que también considera “peligrosos e inconstitucionales”.

“Se apropia del derecho de los periodistas de adquirir información de diferentes fuentes y lo limita a un solo lugar. Esto es un claro retroceso para la libertad de pensamiento y de prensa”, dijo el sindicato, citado por el diario estatal Al-Ahram .

Dieciocho periodistas están en prisión en Egipto, según las cifras del Comité para la Protección de Periodistas de junio -el más alto en la historia de Egipto en los registros del CPJ-. “La amenaza de encarcelamiento en Egipto es parte de una atmósfera en la que las autoridades presionan a los medios de comunicación para censurar las voces críticas”, dijo el CPJ.

“Las autoridades no quieren que los periodistas lleguen a los egipcios, quieren controlar toda la información y ser la única fuente de información”, dijo Khaled El-Balshy, jefe de la comisión de libertades en el Sindicato de Periodistas, a CNN. El sindicato pidió una reunión de emergencia el lunes para discutir el proyecto de ley con el objetivo de ejercer presión para la eliminación o modificación de los artículos polémicos.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »