EnglishSpanish

Remedios caseros con café

El cafetero es un arbusto perteneciente a la familia de las rubiáceas, cuyas semillas, una vez procesadas, se convierten en la bebida aromática conocida como café.

cafeEl uso del café, como bebida, surge aproximadamente en el año 1.000 de nuestra era en Arabia, cuando los árabes comenzaron a tostar y a moler los granos de café y a beberlo caliente tal como se hace hoy en día.

Luego, el café se introdujo en Siria y después en Europa durante el siglo XVI, posiblemente a través de Venecia.

La gran aceptación que obtuvo en Europa hizo que se intentara su cultivo en las colonias de ultramar.

Los holandeses lo aclimataron en Java y posteriormente en Guayana, mientras los franceses lo hacían en las Antillas, de donde pasó a Brasil y a otros países sudamericanos.

En Colombia las primeras semillas fueron sembradas en 1732 por misioneros jesuitas, y el cultivo en gran escala del café comenzó en 1821.

Remedios populares con café

Remedio con café para el  reumatismo 1: Reducir a polvo un puñado de semillas de café sin tostar y mezclar con un poco de agua caliente. Colocar, a modo de cataplasma, sobre el área afectada. Dejar puesta hasta que se enfríe.

Remedio con café para el reumatismo 2: Verter un puñado de hojas de cafetero en 1 litro de agua que esté hirviendo. Tapar y dejar refrescar un poco. Empapar un paño de algodón con esta infusión aún caliente y aplicar sobre la zona afectada.

Remedio con café para la tos seca: Tomar, después de las comidas, el café (negro), endulzado con miel en dosis de dos cucharadas.

Exfoliante con café para manos resecas: Moler un puñado de café hasta reducirlo a polvo. Frotarlo por las manos como si se estuviera lavando con jabón. Enjuagar, al final, con agua.

Remedio anticelulítico con café  1: Moler un puñado de semillas de café hasta reducirlo  a polvo y luego frotarse, con movimientos rotatorios, con un cepillo de esponja de luffa las áreas con celulitis.

Remedio anticelulitis con café 2: Mezclar 1/4 de taza de café molido y 1 cucharada de aceite de oliva.  Extender, a modo de cataplasma sobre un paño y, luego,  aplicar sobre el área afectada. Cubrir con un plástico por 10 minuitos, limpiar y dase una ducha de agua caliente.  Efectuar este remedio dos veces por semana.

Remedio repelente con café para gatos callejeros: Mezclar café molido en polvo con 2 cáscaras de naranjas en un litro de agua que esté hirviendo y, luego, colocar la mezcla en un contenedor tipo “spray” y rociar alrededor del patio.

Remedio antipulgas con café: Mezclar 1 cucharada de café en polvo en el champú habitual de la mascota y aplicar sobre la piel. Realizar este remedio una vez por semana.

Precauciones

Aunque el café es muy consumido, es necesario saber que la cafeína que contiene es una sustancia que crea adicción. Los consumidores regulares desarrollan una tolerancia y necesitan mayor cantidad para obtener los efectos deseados. Si se les priva de ella, desarrollan los síntomas del síndrome de abstinencia.

Entre los efectos menos deseados del café hay que señalar que causa insomnio, aumenta la ansiedad, la irritabilidad y el nerviosismo, y también puede agravar los ataques de pánico.

El café aumenta la secreción de los ácidos estomacales y puede provocar trastornos digestivos. Los médicos aconsejan que las personas con úlceras y otras afecciones gastrointestinales lo tomen con precaución o lo eliminen del todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>