Mundo

Una multitud de británicos celebra con la reina Isabel II su 90 cumpleaños

21 de abril de 2016 – EFE.

La reina Isabel II celebró hoy su 90 cumpleaños con un desfile multitudinario en la localidad inglesa de Windsor en donde recibió el calor de sus súbditos y dio inicio a unos fastos que durarán varios meses.

Ataviada con un traje verde y su habitual sombrero a juego, la soberana más longeva y la que más años ha reinado en la historia del Reino Unido recorrió los alrededores de su castillo en Windsor, a 40 kilómetros de Londres, a bordo de un lujoso Bentley oscuro con el techo abierto para saludar a quienes esperaron horas a los bordes de la carretera para verla pasar.

Isabel II de Inglaterra saluda al público durante una de las celebraciones por el 90 cumpleaños de la monarca. EFE

Isabel II de Inglaterra saluda al público durante una de las celebraciones por el 90 cumpleaños de la monarca. EFE

El príncipe Felipe de Edimburgo, que en junio cumplirá 95 años, no se separó de su esposa durante una mañana en la que ambos se acercaron en diversas ocasiones al público para recibir felicitaciones y ramos de flores.

Salvas de cañón, bandas de música, desfiles militares y otros actos se multiplicaron en el Reino Unido para celebrar una jornada que se cerrará por la noche con el encendido de mil antorchas a lo largo del país, a modo de velas de cumpleaños, para honrar a la monarca.

En ocasión de sus 90 años, Isabel II rompió la tradición de celebrar su aniversario en junio, una costumbre establecida en 1748 por Jorge II para aumentar las posibilidades de que las celebraciones reales no coincidan con una jornada primaveral lluviosa.

A pesar del cambio, el cielo se mantuvo despejado y la temperatura rozó los 17 grados centígrados en una jornada que la reina inició escuchando a través el servicio mundial de la BBC un mensaje personal de su hijo, Carlos de Inglaterra.

La reina Isabel II paseó hoy ante el castillo de Windsor, a las afuera de Londres, y saludó a las personas allí congregadas para felicitarla por su 90 cumpleaños.

En un acto poco habitual, la soberana fue llevada en coche desde el interior de la fortaleza hasta la calle, donde inició un paseo y recibió flores y regalos de los ciudadanos.

En un día soleado en Windsor, Isabel II necesitó la ayuda de sus damas de compañía para recoger los ramos de flores mientras varios escolares cantaban cumpleaños feliz.

Las calles y las tiendas de Windsor se engalanaron con los colores británicos -azul, rojo y blanco- y muchos ciudadanos llevaban sombreros o chalecos estampados con el “Union Jack” (la bandera nacional).

Además de ser la monarca con más años en el trono, Isabel II es la reina más longeva del mundo.

Aprovechando el 400 aniversario de la muerte de William Shakespeare, el príncipe de Gales felicitó a su madre recitando por la radio un fragmento del autor inglés en el que el arzobispo Thomas Cranmer se dirige a Enrique VIII tras el nacimiento de la futura reina Isabel I.

“Ella será, para la felicidad de Inglaterra, una reina longeva. Contemplará muchas días, y sin embargo no pasará uno sin una gesta para coronarlo”, declamó el heredero el trono británico.

También en tono solemne, el primer ministro, el conservador David Cameron, rindió tributo a la monarca en la Cámara de los Comunes con un discurso en el que alabó su dedicación al Reino Unido y la “sosegada evolución” que ha vivido la monarquía británica durante su reinado.

“Nuestro país está bendecido de una forma muy especial. El servicio que le brinda Su Majestad es extraordinario y es una alegría para nosotros poderlo celebrar”, pronunció Cameron.

La reina, que abrió una cuenta de Twitter hace un año y medio, aprovechó ese canal para agradecer el enorme caudal de mensajes que ha recibido.

“En esta ocasión compartida, os envío mis calurosas felicitaciones a vosotros”, dijo la monarca, que durante la mañana inauguró en Windsor el Paseo de la Reina, un camino de 6,3 kilómetros que une diversos puntos de interés en la localidad inglesa.

Además de descubrir esa placa, Isabel II cortó el primer pedazo de su pastel oficial de cumpleaños, preparado por la cocinera de origen bangladesí, Nadiya Hussain, ganadora de un popular concurso en el Reino Unido.

La tarta de tres pisos, de colores lila y amarillo, estaba elaborada a partir de crema de naranja, vainilla y mantequilla, algo apartada del tradicional gusto por el bizcocho de chocolate de Isabel II.

La reina “me preguntó qué había en el interior del pastel y si lo podría cortar. Yo ya había visto los problemas que tuvo en una visita al Instituto de la Mujer para dar el corte, así que imagino que ella estaba pensando en lo mismo”, relató la pastelera.

“Para que lo pudiera cortar, decidí no hacer una tarta de frutas”, dijo la cocinera musulmana, siempre ataviada con un hiyab.

Celebraciones en Londres

En Londres, los 90 años de la reina fueron celebrados con las salvas de cañón en Hyde Park y la Torre de Londres, como marca la tradición.

Las Tropas del Rey de la Real Artillería Montada dispararon 41 cañonazos en el céntrico parque, mientras que la Honorable compañía de Artillería disparó otros tantos desde la Torre de Londres.

Entre las felicitaciones insólitas que recibió la monarca, los medios británicos destacaron el “feliz cumpleaños” que mostró el astronauta británico Tim Peake desde la Estación Espacial Internacional, así como un mensaje de 20 micrómetros (20 milésimas de milímetro) grabado en el pelo de un perro de raza corgi, uno de los favoritos de la reina, por científicos de la Universidad de Nottingham.

Isabel II se hace una foto rodeada de sus nietos y bisnietos

Una foto tomada por Annie Leibovitz que muestra a la reina Isabel II rodeada de sus dos nietos más pequeños y sus cinco bisnietos, en la que una de las niñas sostiene con gracia el bolso de la soberana, fue divulgada hoy por el 90 cumpleaños de la monarca.

La entrañable imagen de una sonriente Isabel II, posando junto a los miembros más jóvenes de la familia real británica, con un atuendo más relajado de lo habitual, es una de las tres imágenes que sacó la reconocida fotógrafa para conmemorar la ocasión.

En la instantánea, la monarca sostiene en su regazo a su bisnieta más pequeña, la princesa Carlota, segunda hija del príncipe Guillermo y Catalina, mientras que el príncipe Jorge, el primogénito de los duques de Cambridge, se sitúa a su lado.

El resto de los integrantes de la simpática estampa son Jaime, que ostenta el título de vizconde Severn, y que es el menor de los hijos de los condes de Wessex, el príncipe Eduardo y su esposa, Sofía.

También posa para la lente de Leibovitz su hermana mayor, Lady Luisa Windsor, que aparece al lado de su hermano, y detrás de la soberana. Ellos dos son los nietos más pequeños de la monarca.

A la derecha de Isabel II figura la pequeña Mia Tindall, la hija de la nieta de la reina, Zara Tindall, y del exjugador de rugby Mike Tindall, que protagoniza el momento más divertido de la imagen al sostener con desparpajo el bolso de su bisabuela.

Otra de las niñas que componen la fotografía es otra de las bisnietas, Isla Phillips, la segunda hija de Pedro Phillips -el hijo de la princesa Ana y el capitán Mark Phillips- y su esposa, Autumn.

Y aparece además su hermana mayor, Sabana Phillips, la primera bisnieta que tuvo la monarca británica.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »