La nación

Virus del Nilo Las muertes aumentan 35% en una semana

Agencias

Las muertes causadas por la infección derivada del virus del Nilo Occidental continuaron aumentando significativamente la semana pasada en Estados Unidos (+35%), mientras que el número de personas infectadas aumentó un 32%, indicaron este miércoles las autoridades sanitarias estadounidenses.

En el conjunto del país, se registraron un total de 2.636 casos desde principios de año hasta el 11 de septiembre, frente a los 1.993 de la semana anterior, por lo que el número de muertos es ya de 118 frente a los 87 que se registraban el 2 de septiembre, precisaron los Centros Federales Control y Prevención de Enfermedades (CDC).

Se trata del número de casos más elevado desde 2003, subrayaron estos centros.

El virus del Nilo Occidental fue detectado por primera vez en Estados Unidos en 1999.

Sin embargo, este año podría ser el peor debido al número de casos de infecciones neurológicas (1.405, 53%), las más graves de las cuales pueden evolucionar en meningitis o encefalitis, que son las responsables de las muertes, tal y como precisan los CDC.

Estos organismos añaden que más del 70% de los casos fueron diagnosticados en seis estados: Texas (sur), Mississippi (sur), Luisiana (sur), Oklahoma (sur), Muchigan (norte) y Dakota del Sur (norte). Aunque el 40% de los casos se concentra en Texas.

Según las autoridades sanitarias la explosión de infecciones en 2012 podría explicarse fundamentalmente por el último invierno que fue particularmente clemente, una primavera precoz y un verano cálido.

Aunque el grueso de la estación de los mosquitos transmisores del virus haya pasado ya, los CDC prevén que las infecciones continuarán hasta octubre, provocando más muertes.

El virus del Nilo Occidental fue descubierto por primera vez en Uganda en 1937.

Hasta el momento, no existen tratamientos específicos o curas para la enfermedad, aunque los síntomas más leves, que van desde dolores de cabeza a erupciones de la piel, tienden a desaparecer solos.

Aproximadamente una de cada 150 personas infectadas desarrolla una enfermedad grave, con síntomas que incluyen fiebre alta, convulsiones, pérdida de la visión, adormecimiento y hasta pueden caer en coma. Estos casos más agudos pueden derivar en parálisis permanente y daño neurológico.

No obstante, el 80% de las personas infectadas no presenta síntoma alguno, según los CDC.

La etiqueta de un insecticida preparado en un camión el 23 de agosto en Brentwood, en California, en el marco del brote de virus del Nilo Occidental en EEUU. Las muertes causadas por la infección derivada del virus del Nilo Occidental continuaron aumentando significativamente la semana pasada en Estados Unidos (+35%), mientras que el número de personas infectadas aumentó un 32%, indicaron el miércoles 12 de septiembre de 2012 las autoridades sanitarias estadounidenses.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Lo más leído

To Top
Translate »