La nación

Trump sigue perdiendo apoyos y queda en clara desventaja respecto a Joe Biden

Trump sigue perdiendo apoyos y queda en clara desventaja respecto a Joe Biden
Trump ha perdido el apoyo fundamental de grupos religiosos.

La postura del presidente ante la pandemia, el colapso económico y las protestas podría hacer tambalear su reelección

10 de junio de 2020 – Agencias.

La gestión de la pandemia, del colapso económico y de la agitación social dejan a Donald Trump en desventaja al perder el apoyo de parte de sus votantes de base.  La pérdida del respaldo de grupos raciales y religiosos hacen tambalear la reelección del presidente el próximo noviembre, según varias encuestas.

Un nuevo sondeo de un instituto de estudios religioso (PRRI, por sus siglas en inglés) revela que el respaldo al republicano ha bajado 16 puntos desde marzo hasta alcanzar el 41%. El 55% de los 1,003 adultos encuestados dijo que no tiene una opinión favorable de Trump.

Cinco meses antes de las elecciones, el presidente ha caído seis puntos entre los republicanos y siete entre los independientes, según el mismo estudio.

La aprobación del mandatario ha disminuido en dos dígitos entre los grupos religiosos, que forman parte de su electorado base. La percepción que evangélicos, protestantes y católicos blancos tienen del presidente ha empeorado.

En el caso de los estadounidenses blancos sin formación superior, la preferencia hacia el presidente ha bajado en 19 puntos. En 2016, Trump consiguió el 67% del apoyo de este grupo, según una encuesta de The New York Times.

El apoyo al presidente solo aumentó (en tres puntos) entre los blancos con formación superior y no varió para los protestantes no blancos (un 40% aún lo respaldan).

Trump empezó a caer en las encuestas por la pandemia del coronavirus y los eventos posteriores no han hecho cambiar la tendencia, más bien lo contrario.

El liderazgo de Biden en el promedio de encuestas de RealClearPolitics ha crecido de 4.3 puntos a fines de febrero, el comienzo del brote, a 7.2 puntos ahora. El vicepresidente sigue a la cabeza de estados clave como Michigan, Pennsylvania y Wisconsin.

Lo más leído

To Top
Translate »